Noviembre trágico para 200 estibadores despedidos de Zelsa

Estibadores a la entrada de la SPB - Henry Dávila Osorio
Estibadores a la entrada de la SPB - Henry Dávila Osorio

Mientras la ciudad celebraba noches de brujitas, 200 trabajadores portuarios y sus familias ven con tintes trágicos y dramáticos su futuro inmediato, pues este primero de noviembre será su último día laboral en la empresa Zelsa, empresa que pertenece al grupo empresarial Sociedad Portuaria Regional de Buenaventura.

La noticia se da justo en la semana en que voceros del gobierno nacional y del Paro Cívico tienen intensas jornadas de trabajo en seguimiento a los compromisos del Acuerdo del Paro cívico.

Entre los trabajadores despedidos que habían sido vinculados laboralmente a la empresa hace 6 meses, hay obreros que llevaban entre 2 y 10 años siendo contratados por cooperativas, mediante lo que se conoce como tercerización laboral.

Juan Carlos Valdez, presidente del sindicato que asocia a los trabajadores afectados, ASINTRAINPACÍFICO, afirma que la masacre laboral se da luego de que los trabajadores se afiliaron al sindicato, lo cual es interpretado como un mecanismo para dificultar la organización de los trabajadores y su derecho a reclamar la protección que les da la ley.

Este primero de noviembre los trabajadores se manifestarán en señal de protesta, a la entrada principal del puerto de Buenaventura en la Puerta Raymond. Allí harán denuncia de las consecuencias graves que tiene la medida sobre sus vidas y la economía de Buenaventura.

Los reclamos incluirán denuncias sobre las jornadas de 12 y hasta 16 horas a las que venían siendo sometidos.

 

Fuente: Entre Redes Buenaventura – Cristian Garcia