in

2020, un año dorado para las empresas tecnológicas – Columna de Diego Santos – Columnistas – Opinión

2020, un año dorado para las empresas tecnológicas - Columna de Diego Santos - Columnistas - Opinión


¿Pandemia? ¿Cuál pandemia? Esta sería la respuesta de las empresas tecnológicas a las que les preguntasen sobre uno de los peores años que ha vivido la humanidad en los últimos 100 años. Y es que, al contrario del sufrimiento que han padecido muchísimas industrias en este 2020 que está por terminarse, el sector ‘tech’ no paró de crecer.

Por ejemplo, Apple, que estuvo al borde la quiebra en la década de los 90, alcanzó una valoración de mercado de 2 billones de dólares. De ser un país, constituiría la novena economía mundial.

La semana pasada, AirBnb salió a cotizar en bolsa, recaudó 3.500 millones de dólares y superó la barrera de los 100.000 millones de dólares en capitalización de mercado. No deja de ser una paradoja tan rotundo éxito bursátil, ya que AirBnb es la cara más visible de uno los sectores más sacudidos por el covid: el del turismo.

Por su parte, el emprendedor y visionario Elon Musk, con su empresa privada SpaceX, logró poner a varios astronautas de la Nasa en el espacio y con ello abrió de lleno las puertas a un eventual turismo espacial. Y mientras, en una de las grandes adquisiciones del año, Salesforce compró la plataforma de trabajo Slack por más de 27.000 millones de dólares.

Los lanzamientos de productos tampoco se frenaron. Samsung salió con su televisor vertical y sus teléfonos S, Note y el Fold. Sony presentó su impresionante Playstation 5, mientras que su rival en videoconsolas, Microsoft, puso a la venta la Xbox Series X, una máquina hecha para juegos en 4K y a 120 cuadros por segundo. DJI, la empresa de drones, sacó el Mavic Mini 2 a un precio razonable para masificar el mercado.

En medio de esta bonanza –Amazon casi duplicó sus ventas versus las del año pasado–, el sector se consolidó como un buen samaritano al donar millones de dólares para proteger a los empleados de la salud en el mundo y puso sus herramientas al servicio de hospitales y gobiernos para compartir y analizar datos que permitieran la toma de medidas responsables en la lucha contra el coronavirus.

La pandemia, en todos los sentidos, resultó un bálsamo para las empresas que mueven el mundo digital. El encierro del planeta no solamente aceleró una tendencia que se venía venir, la de la flexibilidad de trabajar en casa, sino que obligó a todos los sectores a emprender una transformación digital sin dilación. La dependencia de lo digital para trabajar, estudiar y hasta socializar hizo más que evidente la imperiosa necesidad que tenemos hoy de los productos que nos ofrecen estas empresas.

Ahora bien, esa misma dependencia llevó a distintos gobiernos, y en particular al de Estados Unidos, a comenzar a cuestionar el poder de las grandes compañías, como Facebook, Amazon, Google y Apple. Hace unos días, reguladores federales y fiscales de más de 45 estados de EE. UU. demandaron a Facebook por prácticas monopólicas para absorber potenciales competidores y asfixiar la libre competencia.

En una acción sin precedentes, el aparataje regulador gringo busca poner contra las cuerdas a Mark Zuckerberg y obligarlo a despojarse tanto de WhatsApp como de Instagram, empresas que adquirió en los últimos 10 años con el visto bueno de estos mismos reguladores. Google también pasó al tablero en octubre, cuando el Estado la acusó de tener un dominio desleal del mercado.

Si bien estas demandas podrían representar el único lunar incómodo que tuvo la industria en 2020, el valor bursátil de las empresas no se vio afectado en lo más mínimo, lo que refleja su solidez. Eso sí, expertos aseguran que 2021 puede ser el año en el que se disparen las demandas en contra de las grandes dominadoras, puesto que su poder, a la par de sus chequeras, se ha vuelto casi que incontrolable. De ser esto cierto, el sector tampoco se verá en muchos aprietos y continuará con su desarrollo.

Tras 12 meses de ensueño, ¿qué se viene para 2021? Definitivamente, todos los ojos seguirán pendientes de la inteligencia artificial (IA), que se apoderó de nuestras vidas y decisiones. La IA moldeará aún más la forma como vivimos y trabajamos. Y no solo eso, será clave para controlar la pandemia en muchos países donde la vacuna tardará en llegar.

Está claro que nos convertimos en un mundo tecnológico, que las naciones más avanzadas cuentan con una ventaja competitiva importante, y es por ello que en 2021 países como Colombia, que aún están rezagados en esta materia, deberían apostarle mucho más a la tecnología. Mintic, por ejemplo, debería ser uno de los ministerios más importantes. Es hora de que pasemos del dicho al hecho. 2020 nos mostró por qué.

DIEGO SANTOS
Analista digital
[email protected]

Fuente de la noticia

Report

Te gusto la publicación?

32 Points
Upvote
La batalla entre Sony, Microsoft y Nintendo

La batalla entre Sony, Microsoft y Nintendo

Suministrada.

¡De infarto! Así quedaron los cruces de los octavos de final de la Champions League