Conecte con nosotros

Tecnología

El Telescopio Hubble capta FRB en brazos espirales de las cinco galaxias

Publicado

en

El Telescopio Hubble capta FRB en brazos espirales de las cinco galaxias

Entre los grandes misterios que esconde el inmenso territorio ocupacional del universo, se encuentra el origen y las causas de las llamadas ráfagas rápidas de radio, conocidas también como las FRB. Astrónomos y astrofísicos las estudian desde su aparición. Y no comprenden desde donde aparecen y cuál es el fenómeno espacial que las genera.

Por lo general ocurren en regiones muy lejanas del espacio, por lo cual el Telescopio Hubble, que este año culmina su misión espacial, pero como buen hijo que ha sido para los científicos sigue siendo de gran utilidad, recientemente dio datos de haber captado FRB. Además, fueron rastreadas en los brazos espirales de cinco galaxias distantes, reseñó la NASA en su portal.

Una de las elementales características de las ráfagas rápidas de radio, tiene que ver mucho con su nombre: son rápidas. En realidad son tan veloces que los radiotelescopios y las herramientas que las agencias astronómicas tiene desplegadas en el mundo y la órbita, no han sido capaces de ubicar su origen. “Ocurren más rápido que un abrir y cerrar de ojos”, describe la agencia espacial estadounidense.

Sin embargo, es de tanta magnitud la energía con la que se muestran, que algo logran captar y poco a poco los científicos rastrean su ubicación. En tan solo una milésima de segundo generan la misma cantidad de energía que el Sol en un año. Entonces, aunque son poderosas, se hacen esquivas desde la región donde aparecen.

La importancia de la ubicación de las FRB

La NASA subraya que en primer lugar es fundamental conocer donde se originan las FRB. Y es por eso la importancia de la reciente locación de estos fenómenos en cinco galaxias distantes. La formula es sencilla: conocer donde se producen, generará información de qué las causa. De esta manera se sabrá que tipo de eventos astronómicos desencadenan estos destellos de energía tan intensos.

Este rastreo de las FRB que se hizo con los datos entregados por Hubble, da una especie de mapa a los astrónomos. Ahora saben que apuntarán su mirada hacia estas regiones. Aunque siendo sinceros, ya anteriormente otros estudios las habían ubicado en jóvenes magnetares. En consecuencia, la última palabra sobre la locación donde aparecen, no parece estar dicha.

La primera ráfaga rápida de radio fue captada en el año 2001. Desde entonces, los detectores de la NASA han registrado aproximadamente unos 1.000 más. “Pero solo han podido asociar aproximadamente 15 de ellos a galaxias particulares”, publica la agencia espacial en una nota.

Sin embargo, este hallazgo es el primero que se hace en “población” de FRB, y que además fueron vistas en regiones que presentan elementos exteriores similares, como lo son los brazos espirales de cinco galaxias distantes.

Los recientes hallazgos de los astrónomos

Alexandra Mannings de la Universidad de California, en Santa Cruz, fue la autora principal del estudio. Ella afirma que la mayoría de las galaxias donde fueron captados estos intensos fenómenos, son masivas, jóvenes y todavía están en proceso de formación de muchos de sus cuerpos celestes.

“Nuestros resultados son nuevos y emocionantes. Esta es la primera vista de alta resolución de una población de FRB, y Hubble revela que cinco de ellos están localizados cerca o en los brazos espirales de una galaxia. La mayoría de las galaxias son masivas, relativamente jóvenes y aún están formando estrellas. Las imágenes nos permiten tener una mejor idea de las propiedades generales de la galaxia anfitriona, como su masa y tasa de formación de estrellas, así como investigar lo que está sucediendo correctamente. en la posición de FRB porque el Hubble tiene una gran resolución”, explicó la profesora Mannings.



Fuente de la Noticia

Tendencias