Connect with us

La Región

En estado crítico permanece extranjero electrocutado mientras pintaba un laboratorio médico en Pasto

Published

on

Ante la decisión de Ecuador de no abrir frontera los comerciantes seguirán haciendo 'maromas' para pasar mercancía entre ambos países

Los gobiernos de Colombia y Ecuador habían acordado abrir la frontera el 1 de diciembre, el vecino país cambió las reglas a último momento.

Noticias Nariño.

La decisión del gobierno ecuatoriano de no abrir completamente la frontera con Colombia, sigue causando problemas a los comerciantes y transportadores de ambos países, siendo los más afectados, los de Nariño.

Los camioneros seguirán haciendo ‘maromas’ para pasar la mercancía entre ambos países.

Lo invitamos a leer: Presidente de Ecuador le hizo ‘conejo’ a la apertura de frontera con Colombia

La frontera se encuentra cerrada desde marzo de 2020, el gobierno colombiano tomó la decisión para evitar la propagación del COVID-19.

En mayo de este año el gobierno colombiano intentó abrirla pero desde Ecuador aseguraron que la medida «debía ser concertada entre ambos países».

Los conductores tuvieron que incrementar sus costos, e inventarse una estrategia para seguir pasando.

Se entregaban las llaves de los camiones en la frontera para que el del vecino país pudiera ir y descargar o cargar la mercancía.

Los comerciantes, muchos que habían invertido dinero para ese reinicio de actividades en Rumichaca, temen que perder sus negocios por esta crisis.

Algunos, señalan que la presión podría estar llegando desde el comercio y gobierno de la provincia del Carchi, frontera con Nariño.

Ahora más, con un dolor por encima de los $4000 pesos en territorio colombiano, allá temen ‘fuga’ de dinero.

Hace varios días ambos presidentes se reunieron y decidieron reabrir nuevamente la frontera entre ambos países; la apertura estaba programada a partir del primero de diciembre.

Sin embargo, el gobierno ecuatoriano decidió no reabrir, indicaron que se procederá a una «reapertura gradual»; cuya primera fase será el envió internacional de mercancías.

De acuerdo con el presidente Guillermo Lasso, la medida se toma debido a la aparición de la nueva variante del coronavirus.

Ante la situación, los comerciantes y transportadores señalan que seguirán teniendo perdidas.

Mientras, parte de la mercancía seguirá pasando por las más de 40 trochas que se habilitaron de manera irregular entre ambos países.

El contrabando también se ha disparado.

Aquellos camioneros que no usan estas trochas llegan hasta la zona fronteriza y deben entregar los camiones a otros conductores que llevan la carga hasta su destino final. Así seguiría aplicándose por ahora.



Fuente de la Noticia

Advertisement
Advertisement

Tendencias