Conecte con nosotros

Noticias de Colombia

En un hecho de intolerancia mataron a Wilson

Publicado

en

En un hecho de intolerancia mataron a Wilson

El lunes festivo comenzaba con un sol prometedor, augurando un día de descanso y movimiento comercial en las calles del barrio Boyacá Real (Engativá).

De repente, de una casa de una concurrida cuadra salieron dos jóvenes peleando; una joven intercedía a gritos y de un momento a otro, uno de ellos, de camiseta roja, hizo un movimiento mortal ante los ojos de los comerciantes y vecinos: apuñaló en el pecho al joven de camiseta azul con el que reñía, desatando una escena de angustia y terror que acabó con la muerte de Wilson Javier Torres Fernández.

Vea aquí: Delincuentes acabaron con la vida de la patrullera Maira Viloria

En esta esquina agonizó el joven, quien no pudo ser salvado a pesar de los intentos de la comunidad por prestarle auxilio.

Así se les aguó la mañana de ayer a los habitantes de la carrera 74 A con calle 67 A. La desesperada lucha para salvar al joven no dio resultados, más que su triste partida y la captura de otros dos jóvenes, quienes por unos malos tragos tendrán que responder por la muerte del muchacho de 26 años.

Riña en la cuadra

Sobre las 7:30 de la mañana, los comercios abrían y nadie esperaba ver sangre en aquella calle.

Dicen que los muchachos venían tomando desde anoche (sábado), y en un momento de rabia se empezaron a pelear; lo que pasó adentro solo Dios lo sabe,pero el hecho es que salieron y sin darse puños, uno de los muchachos le lanzó un puñalazo al otro en el corazón”, le dijo a Q’HUBO un vecino de la cuadra.

Le puede interesar: Descuartizó a su esposa en Kennedy y dejó sus partes en diferentes shuts del sector

Otros testigos afirman que todo sucedió en menos de un parpadeo:

“Pareciera que el muchacho que lo apuñaló fuese un cuchillero de profesión, no tuvo ni que tocarlo para sentarle el puntazo; era un cuchillo como de carnicero o de cocina”.

«El chino apuñalado se cogió el pecho y se empezó a ir de pa’atrás, hasta que cayó en un poste”, añadió otro vecino observando aquel objeto salpicado de la sangre seca de Wilson. Luego la tensión y el desesperó se apoderó de la cuadra, y en especial, de los acompañantes del joven malherido.

Era muy duro ver a esa muchacha de blusa blanca tratar de reanimarlo. Ella se agachó y comenzó a hacerle reanimación en el pecho, como para que su corazón volviera a bombear. Otros vecinos no sabían qué hacer y llamaban a una ambulancia”, recordó otra vecina frente al poste.

La ambulancia no llegaba y el desespero iba subiendo al ver que el joven vomitaba sangre a medida que la vida se le iba entre las manos de la joven que lo auxiliaba.

Luego llegó una patrulla a cambio de la ambulancia; lo subieron, pero yo le vi el hueco en el corazón. El pelado no tenía salvación”, dijo un señor que vio la temible escena.

Lea aquí: Doloroso crimen de David a puñal sería por pleito amoroso

Algunos vecinos dicen que entre los dos jóvenes había un vínculo de cuñados; otros dijeron que eran hermanos, pero lo cierto es aquello que mencionó otro comerciante de la zona: “cuñados, hermanos o celosos, lo cierto es que es una vida que se perdió y que no volverá”.

Todo fue como en una película de terror. Lástima por su familia, que lo va a extrañar por una bobada de tragos”, cerró un vecino que no había visto nada igual en años viviendo en este barrio.

Etiquetas:

Arma blanca

Asesinato

barrio Boyacá Real

Crimen

Engativá

engativa

Homicidio

intolerancia

Puñal

riña

Wilson Javier Torres Fernández

Fuente de la Noticia

Tendencias