Conecte con nosotros

coronavirus

Gestión de riesgos psicosociales relacionados con el trabajo durante la pandemia de COVID-19 | Prevencionar Colombia

Avatar

Publicado

en

curso online riesgos psicosociales

La Declaración del centenario de la OIT para el futuro del trabajo, adoptada en junio de 2019, declaró que «las condiciones de trabajo seguras y saludables son fundamentales para el trabajo decente».

Esto es particularmente significativo hoy en día, ya que garantizar la seguridad y la salud en el trabajo es indispensable en la gestión de la COVID 19 pandemia y la capacidad de reanudar el trabajo.

Los arreglos y condiciones laborales han cambiado considerablemente, trayendo nuevos desafíos psicosociales para la salud y el bienestar de los trabajadores, ya sea en primera línea, en servicios esenciales, trabajando desde casa o perdiendo sus negocios y Los riesgos asociados con COVID-19 también están exacerbando las vulnerabilidades existentes de los trabajadores pobres en la economía informal, incluidos los trabajadores domésticos informales.

Los trabajadores de primera línea, como los trabajadores de atención médica y de emergencia, 2 pero también aquellos involucrados en la producción de bienes esenciales, en la entrega y el transporte, o en garantizar la seguridad de la población se enfrentan a muchas situaciones estresantes en el trabajo como resultado de la Pandemia de COVID-19.

El aumento de las cargas de trabajo, las horas de trabajo más largas y los períodos de descanso reducidos son una preocupación para la mayoría de ellos.

Además, pueden estar preocupados por infectarse en el trabajo y transmitir el virus a familiares, amigos y otras personas en el trabajo, en particular si no se aplican las medidas de protección adecuadas.

Las personas que trabajan desde casa están expuestas a riesgos psicosociales específicos, como el aislamiento, límites borrosos entre el trabajo y la familia, un mayor riesgo de violencia doméstica, entre otros.

El miedo a perder el trabajo, los recortes salariales, los despidos y los beneficios reducidos hacen que muchos trabajadores cuestionen su futuro.

La inseguridad laboral, la pérdida económica y el desempleo pueden tener un grave impacto en la salud mental.

Estos y otros riesgos psicosociales pueden surgir o aumentar como resultado de la crisis de COVID-19.

Muchos de ellos pueden haber surgido durante el período de rápida propagación del virus y estrictas medidas de aislamiento y aún persisten con el tiempo a medida que las empresas abren sus puertas.

Otros pueden aumentar cuando los trabajadores regresen a sus lugares de trabajo.

Si no se evalúa y maneja adecuadamente, los riesgos psicosociales pueden aumentar los niveles de estrés y provocar problemas de salud física y mental.

Las respuestas psicológicas pueden incluir bajo estado de ánimo, baja motivación, agotamiento, ansiedad, depresión, agotamiento y pensamientos suicidas.

También puede ocurrir una variedad de reacciones físicas, como problemas digestivos, cambios en el apetito y el peso, reacciones dermatológicas, fatiga, cardiovasculares enfermedad, trastornos musculoesqueléticos, dolores de cabeza u otros dolores y molestias inexplicables.

Puede haber cambios en los comportamientos, como un cambio en el nivel de actividad o un mayor uso de tabaco, alcohol y drogas como una forma de afrontamiento, además de cambios en la capacidad de la persona para relajarse o el nivel de irritabilidad.

Además, un entorno de trabajo psicosocial deficiente puede tener un impacto considerable en la productividad del lugar de trabajo, a través del aumento del absentismo y el presentismo, una menor participación laboral y un menor rendimiento laboral (con respecto tanto a la calidad como a la cantidad de trabajo).

La acumulación de estrés y fatiga puede reducir la precisión del trabajo y aumentar la posibilidad de error humano, aumentando el riesgo de lesiones y accidentes laborales.

El objetivo de esta guía es proporcionar a los empleadores y gerentes elementos clave a considerar al evaluar los riesgos psicosociales6 e implementar medidas preventivas para proteger la salud7 y el bienestar de los trabajadores en el contexto de la pandemia de COVID-19.

La guía considera diez áreas de acción a nivel del lugar de trabajo relevantes para la prevención del estrés relacionado con el trabajo8 y la promoción de la salud y el bienestar, tanto en tiempos de encierro como en las siguientes fases de regreso al trabajo.

Para cada una de estas áreas, la guía propone una serie de medidas para ayudar a abordar los riesgos y desafíos, incluidos los relacionados con el trabajo desde el hogar.

Estas acciones deben adaptarse a las especificidades del lugar de trabajo, teniendo en cuenta los diferentes sectores y contextos nacionales.

Para garantizar una gestión eficiente de los riesgos psicosociales, los trabajadores y sus representantes deben participar en todo el proceso: deben participar activamente en la identificación de los peligros y colaborar en el desarrollo e implementación de medidas preventivas y de control.

Acción en el lugar de trabajo: gestión de riesgos psicosociales ante la crisis COVID-19

La protección de la salud mental de los trabajadores debe integrarse en los sistemas de gestión de la seguridad y la salud en el trabajo (OSH-MS), los planes de preparación y respuesta ante emergencias y los planes de retorno al trabajo desarrollados para responder a la crisis de COVID-19.10

De acuerdo con las Directrices de la OIT sobre sistemas de gestión de la seguridad y la salud en el trabajo (ILO-OSH 2001), la identificación de riesgos en el lugar de trabajo y la evaluación de riesgos deben realizarse antes de cualquier modificación o introducción de nuevos métodos de trabajo, materiales, procesos o maquinaria.

El proceso debe cubrir todos los diferentes peligros y riesgos derivados del entorno laboral y la organización, incluidos los factores psicosociales.

Seguir leyendo.

Fuente: https://ccs.org.co

Fuente de la noticia

Tendencias

%d bloggers like this: