Connect with us

Economía

Inflación en Colombia en 2021: hogares pobres, una tasa más alta que los ricos | Finanzas | Economía

Published

on

Inflación en Colombia en 2021: hogares pobres, una tasa más alta que los ricos | Finanzas | Economía

El aumento generalizado de los precios durante el último año, a raíz de fenómenos internacionales como los problemas en las cadenas de suministros que han encarecido algunos insumos, o de coyunturas locales como el paro nacional, han impulsado al alza el valor que pagan los consumidores por los productos de la canasta básica en el país. Y aunque la inflación se situó en 2021 en 5,62%, para los hogares pobres y vulnerables la percepción del aumento en los precios es más fuerte.

(Vea: Inflación en 2021 cerró en 5,62%, la cifra más alta en cinco años).

Esto debido a la ponderación que tienen las familias según su nivel de ingresos para diferentes productos. Es así como para el año pasado, mientras que la inflación en las familias de clase media se manifestó como un aumento en los precios de 5,78%, muy cercano al de la inflación total, en las familias ricas fue de 4,39%, mientras que a los pobres y a los vulnerables los golpeó un alza de precios de 6,85%, más de un punto porcentual por encima de la inflación total nacional.

La brecha entre la inflación de ingresos altos y hogares pobres y vulnerables fue de aproximadamente 2,5 puntos porcentuales, una brecha que no habíamos observado en los últimos tres años”, indicó el director del Dane, Juan Daniel Oviedo, quien explicó que esa brecha está asociada en dos elementos muy importantes: el mayor peso que tienen los alimentos y los arrendamientos y los servicios públicos dentro de la canasta de los hogares en situación de pobreza y vulnerabilidad.

Así, la percepción diferencial en la inflación, según, los ingresos tiene que ver con la ponderación que tiene dentro de la canastas de las familias ciertos gastos con relación a su poder adquisitivo.

(Vea: ¿Puede crecer la economía con caída del peso y alza de la inflación?).

Mientras que a nivel general los alimentos pesan alrededor de una cuarta parte de la canasta, 24,8%, en los hogares en situación de pobreza los alimentos llegan a pesar el 31% de sus gastos. Algo similar sucede con los arriendos y servicios públicos, que para todos los hogares en promedio pesan alrededor del 33%, mientras que para los hogares en situación de pobreza pesan el 40,17% de la canasta básica.

De acuerdo con el director de la entidad estadística, y por la particularidad de que en 2021 y a diferencia de otras años la inflación se explica en casi 50% por la inflación de alimentos, esta tendrá “un impacto mucho más importante sobre la evolución de las líneas de pobreza monetaria extrema, así como la canasta de pobreza monetaria”.

(Vea: Inflación de Colombia sería baja en comparación con otros países).

CIFRAS DE POBREZA

Las últimas cifras de pobreza publicadas por la entidad estadística muestran como durante 2020, y a raíz de la pandemia, la pobreza monetaria en el país se incrementó 6,8 puntos porcentuales. Esto debido a que mientras que en 2019 el 35,7% de la población estaba catalogado como pobre, en 2020 llegó a 42,5%, lo que implica que en ese año de referencia había 21 millones de personas que se encontraban en situación de pobreza monetaria, o por debajo de la línea de $331.688 ingresos al mes.

Además, en 2020 ingresaron a la pobreza 3,5 millones frente al 2019. En el caso de la pobreza monetaria extrema, esta fue de 15,1% en el total nacional en 2020, con 7,5 millones de personas devengando menos de $145.004 al mes.

(Vea: Papa, aceite y carnes, los alimentos con mayor inflación).

Este mayor incremento de la inflación, en este caso de 6,85% anual para hogares pobres y vulnerables, lo que está demostrando es que la evolución de las líneas de pobreza va a ser muchísimo más acelerada en la medida en que lo que está generando la inflación son los componentes que más pesan dentro de esa situación de pobreza y de vulnerabilidad, como son los alimentos”, aseguró Oviedo.

Así mismo, de acuerdo con Roberto Angulo, socio fundador de la firma Inclusión S.A.S., “el nivel de la inflación no es una buena noticia, pues no anticipa un buen panorama para la senda de reducción de pobreza en la recuperación”.

De acuerdo con Angulo, en la reducción de la pobreza compiten dos fuerzas, “una a favor de la reducción, que es el crecimiento económico y de la riqueza de los hogares, y una fuerza en contra de la reducción de la pobreza, que es la inflación”.

Según el experto, antes de la pandemia la inflación contrarrestaba alrededor de la mitad del efecto del crecimiento. “Si esta inflación es atípicamente alta, similar a la que se tuvo en 2016, es probable que contrarreste entonces más de la mitad de las ganancias de la recuperación de los hogares pobres durante 2021”.

(Vea: Arriendos, peajes y la UVR, al alza por efecto de la inflación).

Por ello, Angulo aseguró que la próxima cifra de pobreza que entregará el Daneel resultado puede ser incierto, pues con una inflación tan alta en los pobres no podemos anticipar si el dato de pobreza va a disminuir, va a aumentar, o se va a quedar quieto”.

LA MÁS ALTA EN CINCO AÑOS

Otra particularidad de la inflación en 2021 es que fue la cifra más alta en los últimos cinco años. El reporte de inflación de esta semana mostró que en 2021 la inflación se ubicó 4 puntos porcentuales por encima de la que se registró en 2020, que fue de 1,61%. Los sectores con las variaciones más importantes fueron alimentos y bebidas (17,23%); seguida por restaurantes y hoteles (8,83%) y el rubro de transporte (5,69%).

LAURA LUCÍA BECERRA ELEJALDE
Periodista Portafolio

Fuente de la Noticia

Advertisement

Tendencias