27.1 C
Buenaventura
jueves, agosto 13, 2020

“Necesitamos instituciones globales de ciencia y tecnología y recursos para ello”

No se pierda

Las salidas que proponen los colombianos a crisis del covid, según encuesta ‘Reactivar Colombia’ – Sectores – Economía

Un porcentaje muy alto de colombianos se ha visto afectado, en medio de esta pandemia, por el desempleo, la caída...

Condenaron a 28 años de prisión a “El Comandante”, operador del Cártel del Golfo en Reynosa

Juan "G", alias El Comandante, operador del Cártel del Golfo en Reynosa, Tamaulipas (Foto: FGR)La Fiscalía General de la República (FGR) obtuvo sentencia...

Mercado Tecnología Blockchain en BFSI Sector Tamaño del mercado, análisis de la industria global de Share 2020 por actores clave, ingresos, tendencias, organizaciones, crecimiento,...

Global Mercado Tecnología Blockchain en BFSI Sector Mercado reporte 2020 se creó para proporcionar el panorama del mercado y pautas ilimitadas sobre el tamaño...

Entrevista Francisco Mora, rector de la Universitat Politècnica de València

El rector de la UPV señala que la crisis ha evidenciado la necesidad de invertir en I+D y que los 1.000 millones anunciados por España deben ser “un punto de inflexión”

Francisco Mora, rector de la UPV, durante la videoconferencia mantenida con este medio. Foto: E3.

La crisis del coronavirus ha evidenciado la importancia de la innovación y la tecnología para hacer frente a los retos que la globalización ha impuesto a la sociedad. Las universidades, los institutos tecnológicos y otras instituciones de la Comunitat Valenciana han dado un paso adelante durante esta pandemia para ayudar a la gente y los profesionales que han dado la cara por todos. La Universitat Politècnica de València ha sido una de estas entidades que ha aportado numerosas soluciones para luchar contra la COVID-19. Hablamos de ello con su rector, Francisco Mora, quien también nos explica como ha sido el transcurso de la EBAU y cómo será el próximo curso en la UPV.

-Lo primero preguntarle por el transcurso de la EBAU en el actual contexto de pandemia. ¿Cómo ha sido la prueba para los estudiantes a tenor de todo lo que ha supuesto la COVID-19?

-Los estudiantes han sufrido una alteración en las condiciones normales para estudiar y para examinarse. Personalmente creo que se ha resuelto de una manera exitosa por parte de los estudiantes ya que los resultados han sido satisfactorios, con cifras que no se alejan de años anteriores. La logística, que también ha sido difícil en la Comunitat Valenciana ya que las pruebas no se han realizado en las universidades sino en los propios colegios, ha salido todo muy bien y no ha habido incidencias reseñables.

-En este sentido,  ¿cómo encara el nuevo curso la Univesitat Politècnica de València? ¿Qué medidas va a tomar?

-Debido a la crisis Covid que estamos sufriendo, nuestra universidad contempla varios escenarios académicos. Tenemos tres escenarios académicos que dependerán de lo que marquen las autoridades sanitarias. La universidad está preparada para responder a los distintas eventualidades.

Un primer escenario en el que se contempla la mayor presencialidad posible si se cumplen los requisitos sanitarios. Un segundo que sería un escenario híbrido donde hay una presencialidad limitada, una parte de la docencia que se imparte en modo virtual y otra parte presencial. Y un tercer escenario, que es el que no nos gustaría, que es como el que hemos vivido en los últimos meses con un confinamiento total donde todo se tiene que impartir sin ninguna presencialidad.

Aquí yo quiero agradecer el trabajo de la comunidad universitaria. Del profesorado que está preparándose para estos tres escenarios. Y al personal de apoyo que está poniendo toda la tecnología lista por si hubiera que migrar de un día para otro a uno de estos escenarios.

-Saber también cuáles han sido los resultados generales de la selectividad este año, ¿cómo ha sido el desempeño de los estudiantes?

-Muy parecido a años anteriores. Parece que los resultados han sido un poco mejores. Ha subido la nota. Pero tampoco ha sido un cambio sustancial y bueno, teniendo en cuenta el escenario tan cambiante que han tenido que enfrentar durante cuatro meses y enfrentarse a una prueba que los somete a un estrés importante, creo que los resultados han sido positivos.

-Preguntarle también por las preferencias de los estudiantes a la hora de seleccionar los grados de la UPV, ¿cuáles son los más demandados? Y saber también si las preferencias de los estudiantes se alinean con las demandas de la sociedad y del tejido productivo valenciano.

-Nuestra universidad tiene en su plan estratégico ofertar titulaciones que primero, tengan una demanda importante por parte de los estudiantes y dos, conjugarla con la necesidad social. En la universidad pública nos debemos a la sociedad y atender aquellas demandas profesionales formativas que pueda requerir.

Si miramos las plazas que se cubren. Las titulaciones que tienen una mayor demanda son las ingenierías, la informática, la aeroespacial, el diseño, administración de empresas, biotecnología y también el grado de bellas artes. Estas son las titulaciones del año anterior que tienen un mayor numero de solicitudes.

-En esta línea, ¿qué perfiles considera usted que serán los más requeridos?

-Nuestro entorno es tan cambiante que es una aventura predecir. Por eso suelo recomendar a las personas que conjuguen el mirar su vocación y que hagan una prospectiva de demanda externa. Pienso que hay dos líneas por la demanda que tenemos de las empresas. Por un lado, todo el sector de las tecnologías de la información y la comunicación, entran titulaciones como la informática, la robótica, la ciencia de datos… que son requeridas por instituciones de todos los ámbitos.

Y luego está la rama de la tecnología industrial, con titulaciones como la mecánica, la ingeniería eléctrica, el diseño… Estas son las que desde el servicio integrado de empleo detectamos una importante demanda hoy y es previsible que continúe en los próximos años.

Predecir más allá es complicado, pero si uno ve los retos que tenemos como sociedad, se ve que la formación es más compleja que en otros años. Se debe huir de compartimentos estancos, hibridar las ciencias y las tecnologías con las humanidades. La complejidad que debemos atender depende de esa mente abierta. Que los estudiantes de ciencias no olviden las humanidades y viceversa.

-Por otro lado, la innovación y la tecnología han demostrado ser factores fundamentales en la crisis del coronavirus, me consta que desde la UPV han colaborado enormemente en la lucha contra la pandemia con diversos proyectos de impacto, ¿podría exponerme algunos ejemplos?

-Gracias al compromiso de profesores e investigadores, ante el grave problema que nos cayó en marzo, en seguida se ofrecieron para ayudar. Las autoridades nos apuntaron a ciertas desarrollos que podrían ayudar. Estas personas se pusieron a ello. Es un orgullo para toda la sociedad valenciana lo que estos grupos de investigación han sacado.

Algunos ejemplos han sido el desarrollo de respiradores. Ante el desabastecimiento de estos, la UPV puso en marcha un grupo y patento un respirador que ha pasado los controles sanitarios y esta listo para ser fabricado con dos empresas, Celestica y Ford, que están listas para producir 300 respiradores por semana. Es un respirador básico y fundamental hecho en tiempo récord por si fueran necesarios.

Otro proyecto es un sistema de limpieza para eliminar microorganismos en el transporte. Se hizo un robot para ayudar a la limpieza de estos espacios. También se ha desarrollado un sistema de IA para gestionar la inmensa cantidad de datos referidos a la Covid.

Además, se ha generado un sistema de detección rápida de pacientes con Covid alternativo a las pruebas PCR y también drones para transportar material sanitario entre hospitales de la CV. Están preparados en los centros para transportar material sanitario. Todo ello se ha hecho en poco tiempo y desde cero. Hay que agradecer a estos equipos humanos que se han volcado a ayudar.

-El Gobierno de España ha comprometido más de 1.000 millones para invertir en ciencia e innovación, ¿es suficiente? ¿cómo valora la actuación del Gobierno en materia de innovación?

-La crisis que estamos pasando ha evidenciado la importancia de contar con un potente sistema de ciencia, de tecnología, de empresas innovadoras… que permitan, no solo contribuir a la crisis sanitaria, sino a encontrar soluciones tecnológicas que aborden los retos que tenemos como sociedad.

Con esto de la globalidad, no solo es en términos económicos o culturales, sino que la manera en que tratemos nuestro entorno puede afectar a todo el mundo. Esto ha evidenciado que necesitamos de la ciencia para abordar una crisis, que a diferencia de la de 2008 que fue financiera, ahora es un virus que ha sido capaz de parar el mundo. Requerimos de instituciones globales de ciencia y tecnología y de recursos para ello.

Respecto a los 1.000 millones, yo lo veo un plan de choque para frenar la falta de recursos de la ciencia española, que estaba perdiendo. Somos de los pocos países de Europa que tras la crisis de 2008 disminuyó la inversión en ciencia, mientras que otros países de nuestro entorno la aumentó.

Este plan de choque debe ser un punto de inflexión a la precariedad de recursos humanos, a la falta de dinero para proyectos, a una burocracia asfixiante para los investigadores y que a partir de aquí se pueda avanzar y mejorar la inversión en I+D+i hasta llegar al 2 % del PIB que ya tienen la mayoría de nuestros socios europeos. En España es milagroso que seamos la undécima potencia en ciencia y tecnología con los recursos que destinamos a ellos. Esto tiene que iniciar una senda de mejora.

-Por otro lado, ¿cómo valora el compromiso de la Generalitat con las universidades y la innovación? ¿Cómo es su relación con la nueva Conselleria de Innovación?

-La relación con la Conselleria es fluida y yo la valoro de manera muy positiva. La consellera y su equipo saben muy bien las cuestiones que preocupan a las universidades y al sistema de ciencia y tecnología de la Comunitat y creo que la interacción que mantenemos con ellos hay un compromiso mutuo de avanzar en la mejora de nuestro sistema.

El gobierno valenciano creo que está comprometido con la universidades y la innovación. Prueba de ello es la AVI, que creo que es positiva y en unos años creo que se verán resultados interesantes. El problema con el que se encuentra el gobierno valenciano es con la escasez de recursos. Algo que debe ser atendido mediante una financiación adecuada de la Comunitat ya que está dificultando ciertas políticas al gobierno valenciano. Es clave que se mejore para que se cumplan los compromisos.



Fuente de la Noticia

Más noticias relacionadas

- Publicidad - 3162674964 - Conoce los alivios que hemos implementado para el pago del servicio de energía

Últimas Noticias

Las salidas que proponen los colombianos a crisis del covid, según encuesta ‘Reactivar Colombia’ – Sectores – Economía

Un porcentaje muy alto de colombianos se ha visto afectado, en medio de esta pandemia, por el desempleo, la caída...

Condenaron a 28 años de prisión a “El Comandante”, operador del Cártel del Golfo en Reynosa

Juan "G", alias El Comandante, operador del Cártel del Golfo en Reynosa, Tamaulipas (Foto: FGR)La Fiscalía General de la República (FGR) obtuvo sentencia...

Mercado Tecnología Blockchain en BFSI Sector Tamaño del mercado, análisis de la industria global de Share 2020 por actores clave, ingresos, tendencias, organizaciones, crecimiento,...

Global Mercado Tecnología Blockchain en BFSI Sector Mercado reporte 2020 se creó para proporcionar el panorama del mercado y pautas ilimitadas sobre el tamaño...

Vargas Lleras promociona dulces y espaguetis de sus sobrinas – Partidos Políticos – Política

Bienvenido has creado tu cuenta en EL TIEMPO. Conoce y personaliza tu perfil. El correo electrónico de verificación se enviará a Revisa tu bandeja de entrada y...