Buenaventura en Linea
“No voy a pedir cupo en la Selección Colombia"

“No voy a pedir cupo en la Selección Colombia”


Enero 29, 2021 – 12:00 a. m.
Por: Francisco Henao Bolívar – Reportero de El País 

Yoreli Rincón sigue con su clase intacta, la misma que le ha permitido triunfar en la Selección Colombia, ganar títulos en el exterior, jugar en el fútbol europeo y recibir una última distinción que la ubica entre las mejores de Suramérica.

La Federación Internacional de Historia y Estadística del Fútbol la incluyó en el once ideal de la década (2011-2020) de la Conmebol – la única colombiana en esa formación-, al lado de grandes estrellas como la brasileña Marta, quien ha sido elegida varias veces mejor jugadora del mundo.

Lea también: Nápoli, con David Ospina, se clasificó a semifinales de la Copa Italia

Desde Milán, donde vive por su compromiso con el Inter, Yoreli habló con El País sobre lo que significa este reconocimiento y la materia que tiene pendiente, volver a la Selección Colombia, en la que no ha podido jugar en los últimos años por un veto impuesto por los directivos.

Única colombiana en el once ideal de Suramérica. ¿Esperaba este logro?

Uno trabaja para conseguir cosas importantes. Siento una felicidad muy grande, es un orgullo y no es por sacar pecho, pero siento un orgullo por la niña que soñó tanto a pesar de que le decían que era imposible, que no había jugadoras profesionales colombianas, que para la mujer sería difícil. Esa niña soñaba tanto que no le importaba lo que le dijeran, y este logro es un premio a la niña que nunca se rindió y que sabe que tiene más retos por cumplir.

¿Esos sueños dónde comenzaron?

En Piedecuesta (Santander) desde que vi a mi mamá jugar microfútbol, desde que mi hermano me enseñó a jugarlo, mi hermana lo jugaba en el colegio. Ahí comencé a soñar y a pelear, mi papá me decía que no iba a permitir que su niña jugara fútbol. Cada día era un reto para mi y por fortuna lo superé, rompí los esquemas de que una niña no podía jugar fútbol. Convencí a mi papá y después comenzó a apoyarme y a acompañarme a todos lados.

¿Este logro la ubica a la altura de las grandes del mundo?

No, jamás me he comparado. Pero es un orgullo estar en ese equipo ideal al lado de una de mis ídolos, la brasileña Marta, que ha sido seis veces la mejor del mundo. No habrá una jugadora como ella, así que estar a su nivel es imposible. Tampoco habrá una como Carli Loyd, la 10 de Estados Unidos. Ella y Marta son fuera de serie.

Ha jugado en ligas del exterior. ¿Dónde ha sido la experiencia más bonita?

He tenido muchas gracias Dios; en Suecia gané todo: Liga, Copa, Supercopa, jugué Champions siendo la primera colombiana en estar ahí y hacer un gol. Mi paso por Estados Unidos fue muy bueno porque estuve rodeada de las mejores del mundo, me acogieron y me fueron moldeando, fue algo lindo por el apoyo de ellas. Ahora estoy en el Inter, lo estoy disfrutando al máximo.

¿Cómo ha sido la convivencia en el Inter?

Ha sido muy bueno todo, me entiendo con todas mis compañeras porque manejo varios idiomas, me adapté bien, llevo casi dos años acá, así que me he integrado incluso a la cultura italiana.

¿Cómo es la Liga femenina en Italia?

La Serie A dura todo el año y la Copa Italia es simultánea. Tenemos todas las garantías como se da en el fútbol masculino, nos tratan muy bien.

Distante a lo que se da en Colombia…

Sí, eso me produce una enorme tristeza porque lo viví, sé cómo es, pero esperamos que en verdad cada día vaya mejorando no solo de palabra, porque de palabra todo el mundo dice que apoya, pero económicamente eso no se ve mucho.

¿En sus planes está regresar a la Selección Colombia?

No sé, habría que preguntarles a los directivos. Hubo un problema desde hace dos años (fue vetada supuestamente por unas declaraciones que dio cuando jugaba en el Huila) y desde ahí no he vuelto a la Selección.

¿Pediría que se le tenga en cuenta nuevamente?

Pedir no lo voy a hacer porque siempre seré coherente con lo que digo: a la Selección se llega por rendimiento y por fútbol, no por cosas externas. Y siempre voy a querer estar en la Selección y vestir la camiseta; durante los 12 años que estuve allí vieron la evolución mía, siendo elegida la mejor de un Suramericano con 14 años, jugué cuatro mundiales, Juegos Olímpicos, Panamericanos, Bolivarianos. Intentamos hacer muy buenas cosas. La Selección siempre será un sueño, pero pedir un cupo no lo voy a hacer.

¿Sus compañeras han mediado en esta situación?

No lo sé y tampoco quiero opinar.

¿Se imagina en la Selección al lado de Catalina Usme y Leicy Santos, para citar a dos de las referentes?

Eso lo han visto todos, tantas copas América que hemos jugado juntas; con ‘Cata’ llevo tres, además de dos mundiales; con Leicy jugué una Copa América. Ha sido un proceso bastante largo y debo reconocer que hay muchas jugadores que han venido surgiendo con excelentes condiciones.

¿Vio los recientes amistosos de Colombia ante Estados Unidos?

No los pude ver por la diferencia horaria; lo que sé es por lo que hablo con Daniela Montoya. Vi muchas críticas, sabiendo las dificultades de la Selección que en nada se puede comparar con otros equipos. Brasil cada 15 o 20 días tiene fecha Fifa, juegan más de 15 partidos al año. Colombia era el primero que jugaba en dos años.



Fuente de la Noticia

Síguenos

Para que no te pierdas nada de nada.