in

Puesto de salud de Praga sin dolientes  

Puesto de salud de Praga sin dolientes  

El puesto de salud en el centro poblado de Praga, ubicado en la zona rural de Aipe, se ha convertido en un símbolo del abandono y la corrupción. Su infraestructura está deteriorada y los residentes se ven obligados a aguardar la llegada mensual de brigadas de salud para recibir atención médica. En respuesta a estas denuncias, la Procuraduría inició una investigación preliminar para esclarecer la situación.

Diario del Huila, Huila

Habitantes de Praga, una pequeña comunidad en el municipio de Aipe, ubicado al norte del departamento del Huila, han alzado su voz en denuncia de un millonario desfalco de recursos relacionado con la construcción de un vital centro de salud que lleva más de una década en estado de abandono y deterioro. Se trata de una obra en la que se invirtieron más de 1,000 millones de pesos y que hoy es motivo de indignación para los habitantes locales.

El proyecto, que formaba parte de un conjunto de cinco obras similares, fue gestionado por la Alcaldía Municipal en el año 2011 con la noble intención de acercar servicios asistenciales a más de 2,000 habitantes de Praga y sus alrededores. Sin embargo, hoy en día, la edificación se encuentra en un estado de abandono total, deteriorada y prácticamente consumida por la maleza circundante.

El centro de salud, que alcanzó un avance del 90% en su construcción, no está en operación debido a que la Alcaldía, encargada de la obra, no ha realizado una entrega formal del edificio a la entidad de salud correspondiente. Como resultado, los residentes de Praga y localidades cercanas deben recorrer casi 50 kilómetros para recibir atención médica, lo que representa un riesgo considerable para su salud y seguridad.

Graciela Díaz Suárez, líder comunitaria de Praga, expresó su frustración al respecto: «Cuando lo entregaron hace 12 años, al otro día ya llovía dentro, no sé qué pasó que no hicieron cumplir los seguros y lo de veeduría que debió de tener esa obra. La comunidad se ha dirigido en varias ocasiones a Aipe para hallar respuestas, pero lo que responden es que eso no es del municipio, sino que es de salud, y los de salud dicen que eso es del municipio».

El puesto de salud en el centro poblado de Praga, ubicado en la zona rural de Aipe, se ha convertido en un símbolo del abandono y la corrupción. Su infraestructura está deteriorada y los residentes se ven obligados a aguardar la llegada mensual de brigadas de salud para recibir atención médica. En respuesta a estas denuncias, la Procuraduría inició una investigación preliminar para esclarecer la situación.

Sin servicios

Según la líder comunitaria, en los primeros años desde que se puso en servicio la construcción del puesto de salud, este contaba con médicos y equipamiento necesario para ofrecer atención primaria en salud. Sin embargo, a medida que pasó el tiempo, a pesar de que la infraestructura no es muy antigua, comenzaron a surgir problemas graves que afectaron su funcionamiento. Con el abandono al que fue sometido, los equipos y el mobiliario desaparecieron, y en la actualidad, lo que queda son solamente las paredes y un techo que ha colapsado por completo.

“En el pasado, contábamos incluso con una ambulancia propia. Sin embargo, en la actualidad, cuando enfrentamos una situación de urgencia, nos vemos obligados a depender de la llegada de una ambulancia proveniente de Aipe. Esto se agrava aún más debido al deterioro de la carretera que conecta Praga con Aipe, ya que este tramo de más de una hora de recorrido en vehículo se ve seriamente afectado por su mal estado, lo que ocasiona considerables retrasos en la asistencia”, indicó Graciela Díaz, quien hace parte de la Junta de Acción Comunal de esta localidad.

Ante la falta de personal de salud y del evidente mal estado del puesto de salud, cada mes está llegando a la población una brigada de salud a cargo del Hospital San Carlos, del municipio de Aipe. “Es vergonzoso que la comunidad tenga que recurrir a recibir servicios en esas condiciones, ya que, además, lo que queda del puesto de salud carece desde hace 11 años aproximadamente de acceso a la energía eléctrica. Es lamentable que alguien pueda encontrarse en una situación de dolor extremo, como un dolor de muelas, y no puedan realizar el procedimiento necesario para aliviarlo”

Esta lamentable situación también se repite en más de tres inspecciones del municipio, lo que pone en riesgo la salud de sus habitantes, ya que deben recorrer largas distancias para acceder a atención médica adecuada.

Diario del Huila, habló con Raquel Sofía Ospina Vanegas, subdirectora Científica de la ESE Hospital San Carlos de Aipe, Huila, expresó su pesar por la situación que atraviesa la población de Praga, quienes han carecido del servicio de las instalaciones del puesto de salud durante años. Sin embargo, destacó que la responsabilidad total de esta situación recae en la Administración Municipal, que es la entidad encargada de gestionar estas instalaciones. Ospina Vanegas afirmó: «Nosotros estamos cumpliendo con nuestra responsabilidad al llevar a cabo brigadas de salud en la zona. Sin embargo, la cuestión relacionada con la infraestructura y el funcionamiento es competencia exclusiva de la Alcaldía».

¿Qué dice la Administración?

William Tovar, secretario de gobierno de Aipe, admitió las dificultades económicas que enfrenta el municipio y comentó: «Los recursos de nosotros no son suficientes. Tenemos una serie de dificultades sociales, en torno a todo el municipio en zona urbana y zona rural. La verdad hoy entendemos a la comunidad de la vereda de Praga, Aipecito y Santa Rita, porque el desplazamiento cuando hay algún accidente o eventualidad, les queda muy distante hasta el hospital del municipio de Aipe».

En respuesta a las denuncias planteadas por la comunidad, la Procuraduría Provincial de Neiva ha tomado medidas concretas. A través de un auto de indagación previa, emitido con fecha del 18 de septiembre de 2023, la Procuraduría ha anunciado que llevará a cabo una exhaustiva investigación para determinar las posibles responsabilidades de los funcionarios de la Alcaldía Municipal de Aipe en este asunto. Los habitantes de Praga y las zonas aledañas exigen que este asunto no caiga en el olvido. La vida de los pobladores está en juego, y es imperativo encontrar soluciones rápidas para garantizar el acceso a atención médica de calidad en esta parte del norte del Huila.

NOTICIERO KVELEZ TE INFORMA 19 SEPTIEMBRE 2023

Se construiría una vía alterna en el punto crítico El Espejo

Se construiría una vía alterna en el punto crítico El Espejo