Conecte con nosotros

Economía

‘Se necesita mayor celeridad a las licencias para minería’ | Economía

Publicado

en

‘Se necesita mayor celeridad a las licencias para minería’ | Economía

En diálogo con Portafolio, Ana María Gómez, nueva presidenta de AngloGold Ashanti (AGA) en Colombia, recalcó que esperan la pronta aprobación de la licencia ambiental por parte de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (Anla) para el proyecto de Quebradona, que ya cuenta con el aval de la Secretaría de Minas de Antioquia y Corantioquia.

(Lea: Ana María Gómez, nueva presidente de AngloGold Ashanti Colombia)

Así mismo, dejó en claro que la operación a corto y mediano plazo de la compañía se centrará en los proyectos Gramalote, Quebradona y La Colosa, del cual no se ha descartado su desarrollo.

(Lea: ‘Colombia tiene un alto potencial de oro y cobre sin aprovechar’)

¿Cuál es el estado del proyecto Quebradona?

Seguimos esperando que se nos otorgue la licencia ambiental, o incluso que se tome una decisión. Estamos convencidos que el proyecto cuprífero de Quebradona cumple con todos los requisitos para que reciba el aval por parte de la Anla. Al cierre del 2021, la iniciativa ya cuenta con todas las aprobaciones de las respectivas autoridades locales y regionales, como fue el permiso minero al Plan de Trabajos y Obras (PTO) de la Secretaría de Minas de Antioquia. Y Corantioquia avaló el proceso de sustracción.

(Lea: Anla inició evaluación al proyecto Quebradona)

Lo único que le falta a este proyecto es que la autoridad ambiental a nivel nacional haga su pronunciamiento. Esperamos que la licencia sea aprobada antes de finalizar el año, para en el 2022 avanzar en la fase de implementación que es montaje de las obras de infraestructura.

¿Cuándo estiman que sea aprobada la licencia?

No hay certidumbre de cuándo sea aprobada la licencia ambiental. Un proyecto a gran escala y de producción industrial como es Quebradona, teniendo en cuenta las complejidades mismas del proceso de estudio por su innovación, no debe demorar más allá de ocho meses para emitir el aval.

Sin embargo, el trámite en la Anla está a punto de cumplir 22 meses, y aún no se ha tomado alguna decisión. Y a la pregunta de cuándo se calcula que se reciba el visto bueno, esperamos que sea ya. En los próximos días se debería tomar la decisión.

¿Hay interés del Estado en desarrollar el proyecto?

Se ha tenido un trabajo sincronizado con el Estado, y se comparten tanto los principios como los fines. Cada vez que manifiestan el interés los distintos gobiernos por el proyecto de Quebradona, y cómo la minería es el motor del desarrollo, AGA les cree. Pero el problema es cuando esa intención se va a llevar a la práctica.

Ahí es cuando se encuentran retos como estar esperando una licencia ambiental por casi dos años, cuando la regulación indica que el trámite no debe tardar más de ocho meses. Hay una desconexión. Hay que darle mayor celeridad a la aprobación de las licencias ambientales para minería.

¿Cómo va el desarrollo del proyecto Gramalote?

El proyecto tiene licencia ambiental. Esta iniciativa posee una de las dos licencias ambientales para minería nueva a gran escala y producción industrial que se han otorgado en los últimos 10 años en el país. Su desarrollo avanza con buen ritmo, con sus particularidades en cuanto a temas comunitarios y sociales, como el de reasentamientos de grupos poblacionales.

Al mismo tiempo, se espera que para finales del primer semestre del 2022 se terminen los estudios de factibilidad, se concreten los detalles técnicos, para que en el segundo semestre comiencen las obras de implementación de la infraestructura. La mina la desarrollamos con B2Gold, que ejecutan la operación, y la inversión está trazada en US$1.000 millones.

¿La mina de La Colosa esta totalmente descartada?

Técnicamente, y desde el punto de vista legal, el proyecto de La Colosa está suspendido no por el resultado de la consulta popular, sino por la demora de unos permisos ambientales que eran necesarios para avanzar de la fase de exploración a la de producción.

Para esta iniciativa todavía no se ha radicado el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) porque hay que finalizar unas tareas de la etapa de exploración que no se pueden adelantar mientras no se obtengan los permisos ambientales.

Sin embargo, justo en ese momento se presenta el tema de la consulta popular, en donde un porcentaje de la población negó la iniciativa. Dejo en claro que para AGA la voz de la comunidad es importante y prioritaria, pero de forma sostenible en el tiempo en un marco de legalidad para el desarrollo de la iniciativa.

¿Qué viene para este proyecto?

Tiene otro reto y es el de la delimitación del páramo que en su momento hizo el Ministerio de Ambiente. Sobre este tema entablamos una acción legal para aclarar puntos sobre la misma delimitación, y así determinar con más precisión las reservas.

La Colosa sigue siendo de suma importancia para AGA, y por esto hay que seguir despejando muchas incógnitas de la ecuación para tomar una decisión en su avance, entre ellas la de entender la voluntad de las autoridades para tomar decisiones.

Así mismo, es estratégico para la compañía. Los remanentes de la empresa son unos con La Colosa, y otros sin ella. A nivel técnico y operacional, tiene más retos que la iniciativa de Quebradona.

¿Tienen proyectado ampliar la operación en Colombia?

De aprobarse la licencia ambiental a Quebradona, se abren las posibilidades para AGA de ampliar la operación en Colombia. Y no es gratis que esté dentro de los primeros seis países con potencial minero, pero posiblemente ocupemos los últimos lugares en desarrollo extractivo. La trazado es concentrarnos inicialmente en los proyectos de Quebradona, Gramalote y La Colosa.

Fuente de la Noticia

Tendencias